Blog

Ecuación divina

por | Nov 25, 2020 | Opus Magnum

Si crees en Dios, y existe: no le importa un carajo, porque no te necesita.

Si no crees en Dios, y existe: no le importa un carajo, porque no te necesita.

Si crees en Dios, y no existe: no importa un carajo, porque alguien que no existe no puede preocuparse de que no creas… sobre todo cuando no le hubiera importado de haber existido.

Si no crees en Dios, y no existe: no importa un carajo, porque alguien que no existe no puede preocuparse de que tú creas en él o no… sobre todo cuando no le hubiera importado de haber existido.

En conclusión: no importa un carajo.

Shares

FOLLOW

Categories

Suscribir

Para continuar desvelando los secretos alquémicos de Abu Kasem, ingresa tu dirección de e-mail debajo.

A %d blogueros les gusta esto: